A quienes vuelven a la escuela estos días…..

Diapositiva1

Estos días de vuelta al cole, a la escuela, al instituto, intenta hacer la diferencia, intenta mejorar la vida de alguien, te lo aseguro, mejorará también la tuya.

El bullying, el acoso escolar, no es algo que empieza de un momento al otro. El acoso empieza cuando alguien no tiene amigos y muchas personas, pudiendo, no hacen algo tan sencillo como sonreírle o acercarse a él. El acoso empieza cuando pensamos “eso no es conmigo”, cuando vemos que a alguien se le molesta por ser diferente en la ropa, en la manera de hablar, en las notas, …. El acoso empieza cuando pensamos que los problemas “de los demás” no nos afectan, cuando pensamos que hay que ser un súperhéroe para ayudar a los demás.

El acoso se combate con pequeñas cosas, desde el inicio. Sonriendo a los demás ( ¿sabes que la sonrisa es contagiosa? te lo aseguro, inténtalo), tratando a los demás como quisiéramos ser tratados, no riéndonos de los demás cuando los ponen en situaciones ridículas (¿nos gustaría para nosotros?), dejando claro que para estudiar necesitamos estar bien y no ir a la escuela con miedo. Acércate a quien está solo, ofrécele tu ayuda, sonríele y haz que no se sienta solo o sola. No te digo que seas su mejor amigo si no lo sientes, pero tu compañía es mucho más importante y reconfortante de lo que crees.

Estar solo es el primer paso para ser acosado o acosada. No lo permitas.

 

VÍVELO!

Habla con tus tutores, diles que es importante hablar del acoso escolar en clase. Intenta que quede claro que estudiar y sentir miedo no son compatibles, no es sano, no os permitirá disfrutar de clase.

Como padre, como madre, habla con los tutores, intenta que el centro escolar se adscriba a algún programa de mediación de conflictos, que los profesores reciban formación al respecto.

Como profesor, no te desligues del tema. El acoso escolar no es “cosa de chavales”. El acoso escolar es una situación desagradable que muchos de tus alumnos y alumnas pasan dia a dia, con miedo al ir al instituto, con muchos sentimientos negativos durante las horas de clase, que no le permiten atender ni aprender, que no le permiten crecer sanamente. Un acosador , por definición, no va a parar con alejar al acosado/a, un acosador probablemente irá a más, buscando cuotas de poder a través de la violencia y la agresión, y explorando cada vez nuevos retos. Lo mejor es parar la situación en cuanto se inicia, aunque creas que a ti no te afecta para impartir tus clases. Fórmate, prepárate, habla de ello con tus compañeros.

Seas tutor/a o no, te regalo una dinámica que a mí me permite conocer una clase, los liderazgos presentes y los grupos formados en ella:

Manda una labor conjunta, a la clase. A mi me funciona pedirles que formen un círculo de sillas en el centro del aula, de tal manera que se puedan sentar mirándose unos a a otros. Deja que lo hagan, y observa (por favor, no intervengas, si te preguntan otra vez qué hacer, vuelve a repetir la consigna ” formen un círculo con las sillas en medio de la clase, de tal manera que se puedan sentar mirándoos unos a otros”). Habrá alumnos que pongan su silla y pasen del resto. Habrá alumnos que intenten organizar al resto de buenas maneras y habrá quien lo haga de malas maneras. Habrá alumnos que ayuden a todos a realizar el círculo. Habrá alumnos que estén pendientes de que todos estén bien. Habrá alumnos voluntariosos que ayuden a plegar mesas y pidan espacio para los demás. ¿lo ves? a veces estamos tan encima de ellos que no les permitimos manifestarse de manera libre y no nos permitimos conocerlos. Mira, observa, y apoya a aquellos alumnos que ayudan a los demás y se preocupan por el clima de clase en el que viven tantas horas al día. Muchos alumnos están hartos de escuchar cómo unos cuantos son capaces de agriar dia a dia el ambiente de clase, de ver cómo a sus compañeros se les ridiculiza y molesta y no saben qué hacer. Tu apoyo puede ser muy importante para ellos y para las personas que son acosadas.

Y una vez que estén en círculo, verás que es más fácil conseguir su atención, durante esa hora. Aprovecha para hablar con ellos (sobre el acoso,por ejemplo), o para impartir esa clase en la que precisas de toda su atención.

Centros que construyen futuro

Hay Centros que frente a las necesidades que ven, actúan. Hay Centros cuyos docentes echan horas, esfuerzo y ganas por cambiar las cosas. Hay Centros que no se conforman “con lo que hay”, no sWhatsApp Image 2017-03-27 at 12.43.07 (4)e resignan a seguir por el mismo camino y piensan ¿qué podemos hacer? …y llaman, y piensan, y aprenden, y se someten a cambiar parámetros de pensamiento y de actuación si ello redunda en beneficio de los menores a su cargo, si eso significa que los alumnos pueden tener una oportunidad de cambiar su diario convivir a mejor…

Es el caso de muchos Centros con los que tengo la suerte de trabajar, de quienes aprendo y con quienes comparto espacios de aprendizaje. Y quiero hablaros del Colegio VegaSur, de San Martín de la Vega, una localidad del extrarradio de Madrid. Un grupo de profesoras, con la directora y la orientadora, deciden, en vista de lo observado en el Centro, formarse para gestionar un proyecto que les ayude a mejorar el clima en las clases y promover el desarrollo equilibrado de sus alumnos. E inician un trabajo desde el curso pasado para formarse en ello, aprender estrategias nuevas y desaprender viejas estrategias de aprendizaje, con lo que ello conlleva.

Este curso he tenido la suerte de trabajar con ellas y ser testigo de sus esfuerzos por mejorar , de su interés por cambiar el clima de muchas clases y de sus ganas de quitarse de encima estrategias que no funcionan en la práctica. Y tengWhatsApp Image 2017-03-27 at 12.43.07o que decir que he aprendido mucho de ellas: de sus ganas, de su empuje, de su positivismo, de su espíritu de equipo. De sus ganas de bromear aunque por momentos confesasen sentirse desorientadas, de sus ganas de aprender juntas.

Ella inician este curso un grupo de mediación gestionado por profesoras con vistas a plantearlo el próximo curso para incluir a alumnos como sujetos activos de gestión, de prevención, de comunicación, de negociación y de trabajo en equipo ¡Olé!

Grupos como éstos nos animan y nos dan fuerzas para seguir luchando por la educación. Grupos como éstos son los que nos dicen que hay mucho aún por lo que trabajar. Grupos como éstos nos vuelven la mirada a la meta: hacer de la escuela espacios de paz, desarrollo y crecimiento para todos los niñas y niñas, aprender para enseñar, crecer para ayudarles a crecer en la vida.  Porque lo que no se aprende no se puede enseñar, porque solas nos acompañamos en el camino y podemos más y mejor.

¡VÍVELO!

¿Hace cuánto que en tu Centro no os formáis en estrategias de acercamiento y aprendizaje a las vivencias de tus alumnos /as?

¿Sientes que las estrategias que usas y que usan tus compañeros/as no funcionan?

¿Crees que existen otras maneras de crear espacios de crecimiento de todos los que conforman la comunidad educativa (alumnos/as, padres/madres, docentes, personal administrativo…)?

Llama, pide, busca soluciones. No te resignes al ” así se ha hecho siempre”, existen muchas maneras más satisfactorias de hacerlo, y se pueden aprender.